Skip to content →

Influencia de Norman Foster viene de aviones y automóviles

Norman Foster sobre su influencia en sus diseños con los autos y los aviones. La nostalgía que le provoca Le Corbusier. Viajar es un estilo de vida para el arquitecto estrella británico; Lord Norman Foster, cuyas edificaciones se encuentran en todo el mundo

Norman Foster sobre su influencia en sus diseños con los autos y los aviones. La nostalgía que le provoca Le Corbusier.

Viajar es un estilo de vida para el arquitecto estrella británico; Lord Norman Foster, cuyas edificaciones se encuentran en todo el mundo. La fachada neoyorquina Hearst Tower, El puente futurístico londinense Millennium Bridge, una catedral moderna y el Aeropuerto de Beijing; por nombrar algunos, desde enero ha viajado 257.000 kilómetros a 23 ciudades en 13 países.

Por suerte; los aviones y trenes han sido una fuente de inspiración de toda su vida. “Cuando era niño, me quedaba parado mirando trenes por horas.” Recordó Lord Foster, 79, quien creció en Manchester, Inglaterra. “Un gran premio para mí fue ver una locomotora a vapor.”

Las formas de transporte han influenciado subliminalmente su arquitectura, él dijo. Diseños aerodinamizados y tecnología innovadora distinguen el trabajo de su firma londinense Foster + Partners, haciéndole ganar todo tipo de premios importantes; y para él, una vida caballerosa y noble.

En su último logro, el rediseñado Imperial War Museum en Londres; el cual abrió el mes pasado para coincidir con el centenario de la primera guerra mundial, él suspendió un Spitfire y otro avión de combate en el techo de un nuevo y costoso atrio. Lord Foster, quien sirvió en la Real Fuerza Aérea en los 50s, llamó al Spitfire: “Posiblemente el avión más hermoso que he volado.”

Nosotros hablamos con él recientemente acerca de su ilustrado pensamientos del siglo 19, el valor de los bosquejos y por qué las casas son sorprendentemente los espacios más difíciles de dibujar.

Mis obsesiones en mi infancia fueron: Trainspotting y hacer modelos y dibujos de aviones. Yo todavía puedo recordar un dibujo muy viejo que hice de un vasto, y enorme avión 747, yo imaginaba que sería un piloto.

Cuando tenía 75, decidí que: tendría un modelo hecho de todos los aviones, helicópteros y planeadores que había volado. Yo revisé mis libros de registro y para mi sorpresa; había 75 diferentes tipos. Me ha tomado desde ese entonces hasta este año juntarlos todos.

El libro que a veces vuelvo a leer por nostalgia es: “Towards a New Architecture,” hecho por Le Corbusier. Él conecta el Partenón con el Caproni Hydroplane; el bote de carrera del momento.

Yo recargo mis baterías al: manejar bicicleta. Hay una gran cantidad de lugares de calidad Zen en el área rural. Sólo se encuentra la bicicleta entre ti, el camino y la naturaleza. Se me ocurrió la idea del arco que soporta el techo del Estadio de Wembley mientras manejaba bicicleta en Bayreuth, Alemania.

Mi bicicleta es: una Cervélo personalizada hecha de fibra de carbón. Mi misión personal era tener la bicicleta más ligera posible. Cada gramo cuenta.

Yo siempre cargo conmigo: un bloc de dibujos tapa dura Daler-Rowney tamaño A4. Sí hago un bosquejo para un proyecto, siempre se cuela en mi memoria. Una fotografía no se imprime de la misma manera.

Un periodo de diseño favorito es: El siglo 19. Fue un tiempo de energía explosiva y pensamiento heroico a largo plazo. No era superficial o político. Piensen en el Central Park, la red neoyorkina. ¡Que visión!

Me hubiera encantado colaborar con: John A. Roebling en el Puente de Brooklyn, Frederick Law Olmsted con el Central Park o Sir Joseph Paxton; arquitecto del Crystal Palace en Londres. Estas personas tenían una especie de fuego en sus barrigas.

La mejor manera de transformar rápidamente un espacio es: con luz y sombra. Ilumínalo, ábrelo a la vista, provee una vislumbre del cielo, oriéntalo y ciérralo. Para mí el espacio es inseparable de la luz y la sombra.

El diseño arquitectónico más desafiante es: probablemente la casa. Nosotros estábamos haciendo una casa para una pareja, y recibí una llamada de la esposa: “Norman, un clima mediterráneo y piso de piedra sería la mejor opción, ¿estás de acuerdo?” más tarde ese día recibí una llamada del marido: “Norman, tú sabes que un piso de madera sería bueno y cálido porque no siempre es caloroso allá.” Así sea grande o pequeño, hay una dimensión política para todo proyecto.

La ciudad que sigue sacudiendo mi imaginación es: Hong Kong. Cuando me vaya. Tengo un sentido renovado de la energía.

Mi hotel favorito es: el Mandarin Oriental en Hong Kong.

La edificación de la que estoy más orgulloso sería: como seleccionar tu hijo favorito. Pero el proyecto que quizá con la que estoy más satisfecho es el Reichstag, el nuevo parlamento alemán. La edificación trata sobre el sistema democrático de consensos. Es un diminuto manifiesto en sostenibilidad que se ha vuelto un símbolo no solo para Berlín; sino también para la Alemania reunificada.

Mi inspiración viene de: todos lados. Justamente ayer una conversación me activó el pensamiento: ¿Por qué nosotros creemos en términos de pies cuadrados? ¿Por qué no creemos en términos de volumen? Mucha gente ama el volumen, aman los techos altos. Yo creo que ustedes pueden concebir una edificación donde parte del suelo sea estático, pero que entre ese suelo se pueda manipular el espacio; ofreciendo así un volumen personalizado.

Todo el mundo debería ver: El Gran Cañón, su vastedad y majestuosidad natural. Los espacios épicos al aire libre son temas muy recurrentes para mí.

Yo colecciono: carros, trenes a vapor desde los años 30s, libros, pinturas, esculturas y fotografías; incluyendo aquellas de O. Winston Link, quien registró la vía férrea de Virginia.

Mi objeto más atesorado es: nuestra escultura “Unique Forms of Continuity in Space 1913” de Umberto Boccioni. La escultura resuena a través del tiempo. Esta inclusive tiene un aspecto de ciencia ficción. Casi se puede ver a Darth Vader [en ella].

Yo gastaría una cantidad inesperada de dinero en: un Citroën DS. Este tiene que ser unos de los carros más hermosos jamás creado.

Ver comentarios – Publicado en Buscador de Arquitectura con el título Influencia de Norman Foster viene de aviones y automóviles

Norman Foster sobre su influencia en sus diseños con los autos y los aviones. La nostalgía que le provoca Le Corbusier.

Viajar es un estilo de vida para el arquitecto estrella británico; Lord Norman Foster, cuyas edificaciones se encuentran en todo el mundo. La fachada neoyorquina Hearst Tower, El puente futurístico londinense Millennium Bridge, una catedral moderna y el Aeropuerto de Beijing; por nombrar algunos, desde enero ha viajado 257.000 kilómetros a 23 ciudades en 13 países.



Por suerte; los aviones y trenes han sido una fuente de inspiración de toda su vida. “Cuando era niño, me quedaba parado mirando trenes por horas.” Recordó Lord Foster, 79, quien creció en Manchester, Inglaterra. “Un gran premio para mí fue ver una locomotora a vapor.”







Las formas de transporte han influenciado subliminalmente su arquitectura, él dijo. Diseños aerodinamizados y tecnología innovadora distinguen el trabajo de su firma londinense Foster + Partners, haciéndole ganar todo tipo de premios importantes; y para él, una vida caballerosa y noble.



En su último logro, el rediseñado Imperial War Museum en Londres; el cual abrió el mes pasado para coincidir con el centenario de la primera guerra mundial, él suspendió un Spitfire y otro avión de combate en el techo de un nuevo y costoso atrio. Lord Foster, quien sirvió en la Real Fuerza Aérea en los 50s, llamó al Spitfire: “Posiblemente el avión más hermoso que he volado.”







Nosotros hablamos con él recientemente acerca de su ilustrado pensamientos del siglo 19, el valor de los bosquejos y por qué las casas son sorprendentemente los espacios más difíciles de dibujar.


Mis obsesiones en mi infancia fueron: Trainspotting y hacer modelos y dibujos de aviones. Yo todavía puedo recordar un dibujo muy viejo que hice de un vasto, y enorme avión 747, yo imaginaba que sería un piloto.



Cuando tenía 75, decidí que: tendría un modelo hecho de todos los aviones, helicópteros y planeadores que había volado. Yo revisé mis libros de registro y para mi sorpresa; había 75 diferentes tipos. Me ha tomado desde ese entonces hasta este año juntarlos todos.







El libro que a veces vuelvo a leer por nostalgia es: “Towards a New Architecture,” hecho por Le Corbusier. Él conecta el Partenón con el Caproni Hydroplane; el bote de carrera del momento.



Yo recargo mis baterías al: manejar bicicleta. Hay una gran cantidad de lugares de calidad Zen en el área rural. Sólo se encuentra la bicicleta entre ti, el camino y la naturaleza. Se me ocurrió la idea del arco que soporta el techo del Estadio de Wembley mientras manejaba bicicleta en Bayreuth, Alemania.



Mi bicicleta es: una Cervélo personalizada hecha de fibra de carbón. Mi misión personal era tener la bicicleta más ligera posible. Cada gramo cuenta.



Yo siempre cargo conmigo: un bloc de dibujos tapa dura Daler-Rowney tamaño A4. Sí hago un bosquejo para un proyecto, siempre se cuela en mi memoria. Una fotografía no se imprime de la misma manera.



Un periodo de diseño favorito es: El siglo 19. Fue un tiempo de energía explosiva y pensamiento heroico a largo plazo. No era superficial o político. Piensen en el Central Park, la red neoyorkina. ¡Que visión!



Me hubiera encantado colaborar con: John A. Roebling en el Puente de Brooklyn, Frederick Law Olmsted con el Central Park o Sir Joseph Paxton; arquitecto del Crystal Palace en Londres. Estas personas tenían una especie de fuego en sus barrigas.



La mejor manera de transformar rápidamente un espacio es: con luz y sombra. Ilumínalo, ábrelo a la vista, provee una vislumbre del cielo, oriéntalo y ciérralo. Para mí el espacio es inseparable de la luz y la sombra.



El diseño arquitectónico más desafiante es: probablemente la casa. Nosotros estábamos haciendo una casa para una pareja, y recibí una llamada de la esposa: “Norman, un clima mediterráneo y piso de piedra sería la mejor opción, ¿estás de acuerdo?” más tarde ese día recibí una llamada del marido: “Norman, tú sabes que un piso de madera sería bueno y cálido porque no siempre es caloroso allá.” Así sea grande o pequeño, hay una dimensión política para todo proyecto.



La ciudad que sigue sacudiendo mi imaginación es: Hong Kong. Cuando me vaya. Tengo un sentido renovado de la energía.



Mi hotel favorito es: el Mandarin Oriental en Hong Kong.

La edificación de la que estoy más orgulloso sería: como seleccionar tu hijo favorito. Pero el proyecto que quizá con la que estoy más satisfecho es el Reichstag, el nuevo parlamento alemán. La edificación trata sobre el sistema democrático de consensos. Es un diminuto manifiesto en sostenibilidad que se ha vuelto un símbolo no solo para Berlín; sino también para la Alemania reunificada.



Mi inspiración viene de: todos lados. Justamente ayer una conversación me activó el pensamiento: ¿Por qué nosotros creemos en términos de pies cuadrados? ¿Por qué no creemos en términos de volumen? Mucha gente ama el volumen, aman los techos altos. Yo creo que ustedes pueden concebir una edificación donde parte del suelo sea estático, pero que entre ese suelo se pueda manipular el espacio; ofreciendo así un volumen personalizado.







Todo el mundo debería ver: El Gran Cañón, su vastedad y majestuosidad natural. Los espacios épicos al aire libre son temas muy recurrentes para mí.

Yo colecciono: carros, trenes a vapor desde los años 30s, libros, pinturas, esculturas y fotografías; incluyendo aquellas de O. Winston Link, quien registró la vía férrea de Virginia.



Mi objeto más atesorado es: nuestra escultura “Unique Forms of Continuity in Space 1913” de Umberto Boccioni. La escultura resuena a través del tiempo. Esta inclusive tiene un aspecto de ciencia ficción. Casi se puede ver a Darth Vader [en ella].



Yo gastaría una cantidad inesperada de dinero en: un Citroën DS. Este tiene que ser unos de los carros más hermosos jamás creado.

Ver comentarios – Publicado en Buscador de Arquitectura con el título Influencia de Norman Foster viene de aviones y automóviles

Leer más:
Influencia de Norman Foster viene de aviones y automóviles

Published in AA ADI aeropuerto AGi alemania AND Año ARCO ARQ Arquitecto Arquitectura Arte at atrio BAJ bar beijing Berlín Bosque Brooklyn CAC CAD Cali casa Casa PA Casas ciudad ciudades Clima Como CREA Cultura Dibujo Dibujos diseño Diseños energía Entrevistas escultura espacios estadio estilo estilo de vida ESTO Fachada Foster + Partners fotografía Gent Hong Kong Hotel Ido IL Inglaterra JAM Le Corbusier Libros Lima Londres luz mad madera manchester Mundial mundo naturaleza Norman Foster noticias OMA OTO Otro Otros OYO PEN Personal piedra Política Premios Primera proyecto puente Real rios RRA RS Rural Safi sca SOM sostenibilidad SP Spa SPACE techo Uncategorized volumen York